lunes, 9 de abril de 2007

Las dos caras de una misma moneda (Parte I)

Situación: Se te hirvió el agua para el mate.

Visión optimista: Pero, che... bueh, aprovecho y me hago un cafecito.
Visión pesimista: Pero la con**a de la lora! Ahora seguro que vuelvo a ponerla y se me hierve otra vez... por boluda.


Situación: Conseguiste un par de botas de cuero divinas a mitad de precio.
Visión optimista: ¡Qué buena suerte tuve! Flor de ofertón conseguí...
Visión pesimista: Seguro que me dejan los pies como dos empanadas salteñas.


Situación: Te ganaste un fin de semana en la costa, todo pago.
Visión optimista: Buenísimo... un par de días de relax me van a venir de maravillas.
Visión pesimista: Qué mala leche, che... ahora tengo que reacomodar toda mi agenda y, encima, perderme más de mediodía preparando el bolso.


Situación: Tu novio te deja.
Visión optimista: Mejor sola que mal acompañada. Al menos, me van a quedar los buenos recuerdos.
Visión pesimista: Nadie me va a querer jamás.


Situación: Te indisponés.
Visión optimista: Menos mal que me vino y anda todo en orden.
Visión pesimista: Puta madre... ahora voy a estar una semana hinchada, malhumorada e incómoda.


Situación: Te regalan un jean dos talles más grande.
Visión optimista: Ay, ahora me siento más flaca, ja. Mañana lo cambio y listo.
Visión pesimista: ¿Pero qué se cree ésta? ¿Que peso 200 kilos? Claro, me ve como una ballena.


Situación: Te regalan un jean dos talles más chico.
Visión optimista: Voy a guardar bien la bolsa y la boleta, así paso por el local y me llevo uno más grande.
Visión pesimista: Qué calentura... con este regalo de mierda me siento María Martha Serra Lima antes del cinturón gástrico.


Situación: Tenés una cita a ciegas.
Visión optimista: No pierdo nada con ir. A lo mejor, quién sabe, conozco al amor de mi vida.
Visión pesimista: Seguro que es un nabo, pelado, que escupe cuando habla y usa mocasines blancos.

2 comentarios:

Kukilin dijo...

Hermosa, como me haz hecho reír, no puedo dejar de leer, pensar que en los comentarios me crucé tantas veces contigo, si hubiese sabido te visitaba mucho antes.
Besote.

Violeta Lapislazuli dijo...

Hey! Gracias por tus palabras! Como te dije en otro comment, sos bienvenida, de modo que LME te recibirá siempre con los brazos abiertos. Prometo visitarte pronto. Beso!