martes, 17 de abril de 2007

Galanes eran los de antes


A vos... chiquilín rebosante de hormonas, que pasás con esa scooter ruidosa a los palos y por poco te tirás de cabeza al asfalto cuando se te cruza una peatón con jeans ajustados y estallás en desaforados gritos y silbidos babosescos.

A vos... viejo verde, que llenás de saliva tus postizos y te los acomodás en dos segundos para poder pronunciar un "Si tuviera veinte años más, te parto como un queso, mamita!" Abuelito, abuelito... en primer lugar, usted tendría que tener, mínimo, cuarenta años menos; segundo, por favor, cambie el "mamita" por un "nietita"; tercero, no joda...

A vos... cancherito recalcitrante, que pasás con tu fitito tunneado con la cumbia a full y las ventanillas bajas, para que todas las chichis te vean con tus anteojos espejados en la movida nocturna, mientras derramás piropos melosos a cualquier cosa con forma, más o menos, femenina: Sacate esos anteojos que no hay sol, nabo... No. Mejor, dejátelos puestos. Quizás, te dificulten la visión y te estampes contra un árbol.

A vos... picarón casado, que se te van los ojos detrás de cada amiga de la cornuda de tu mujer, vecina, conocida, compañera de trabajo, vendedora, volantera, promotora, barrendera, estudiante, profesora... y dirigís miraditas libidinosas de reojo mientras deslizás un (muy poco) sutil guiño.


A ustedes, les digo. Manga de 'torrantes:


¿Realmente creen que así se van a levantar una mina?


¿Eh?

3 comentarios:

Pumplafiz! dijo...

Manga de gomas!!!
Así no se enganchan ni el pullover!!!

Besotes.

Cronopio dijo...

Totalmente de acuerdo.
Lo peor es el vejete.

Violeta Lapislazuli dijo...

Pumpla: Yeah!!!!! Me causó mucho lo de "manga de gomas"... es probable que lo emplee en el futuro, je

Crono: ¿Viste que desagradable? Todas lo hemos pasado...